Imaginemos un mundo libre

La paz interior comienza en el momento en el que decides no permitir, que ninguna persona o evento, tome el control de tus emociones.

Cuentos Chinos de Andrés Oppenheimer

with 2 comments

Oppenheimer, es uno de los mejores periodistas de América Latina con muchas distinciones y premios internacionales. A mí me gusta su análisis crítico, constructivo siempre acompañado con un buen fundamento. Aquí en Perú se emite su programa, Oppenheimer Presenta, los domingos a las 8pm por Canal N.

He visto programas y entrevistas muy interesantes, muchas veces sus programas tienen bastante carga política, pero otras veces se habla mucho de trabajo, tecnología, oportunidades de mejora, estudios, cultura, problemas y educación en latinoamérica.

Una de las entrevistas que más disfrute, fue la que le hizo a Bill Gates (No fui, ni soy fan de este hombre por sus malas prácticas, acciones y actitudes malévolas) y no porque sea un hombre ligado a la computación, sino porque Bill, tiene una visión muy clara en cuanto al tema de innovación, investigación y desarrollo.

En la entrevista, dejó muy en claro, la relación inmensa que existe en EE.UU. entre empresa-universidad-mercado. Habló de las mejores universidades del mundo, de como se realizan exitosamente grandes proyectos de investigación, de la fuerte inversión por parte del gobierno americano en cuanto a desarrollo tecnológico-científico y también tocó el tema de como la India y China están haciendo enormes esfuerzos por ser las futuras potenciales mundiales.

Bueno, el libro que voy a comentar, Cuentos Chinos, tiene mucho que ver con el tema de educación, ciencia y tecnología. Básicamente, lo que plantea Oppenheimer es una seria de falsas creencias, ideas y modos de ver el desarrollo y crecimiento de un país que tienen muchas personas influyentes en latinoamérica. Por esas razones es que estamos distanciados de EE.UU, Europa y varios países de Asia en temas de educación, trabajo, calidad de vida, niveles de pobreza, infraestructura, salud, etc.

Entonces en varios capítulos habla concretamente de algunos países latinoamericanos, de sus presidentes, políticos y como sus ideas obsoletas, equivocadas han llevado a varios años de retraso. No hay que ser genio, para suponer que toco el tema de Venezuela-Hugo Chávez y todo el daño que este hombre le hace a la región y específicamente a Venezuela.

Un ejemplo pequeño que pone es que mientras en China recibieron con alfombra a un alto ejecutivo de McDonald’s para que esa enorme empresa se instale e invierta millones de dolares en China, Hugo Chávez amenaza violentamente a la misma empresa si intenta poner un solo pie en sus país, y seguramente ustedes ya conocen su discurso anti-americano.

Es decir, que mientras en China con esa inversión, se crean miles puestos de trabajo y su economía se sigue moviendo, Huguito hace que en su país muchas personas sigan pasando hambre, tan solo por un sentimiento nacionalista. Yo lo veo de este modo, es como que grandes empresas de tecnología (Google, Nokia, Apple, …) quieran instalarse en Perú, contratar a peruanos para desarrollar tecnología de punta y salga por ahí un idiota que diga que está desacuerdo porque es una multinacional y va a frenar a los emprendedores e innovadores en Perú.

Ese pensamiento, de buscar frenar a toda costa la inversión extranjera, se repite muchas veces en los países subdesarrollados y eso obviamente estanca el desarrollo y crecimiento económico, social.

Oppenheimer dedica un capítulo a Brasil, uno a Argentina y uno a México. Sinceramente estos capítulos no me gustaron mucho, no por las ideas planteadas, sino porque a pesar que son historias distintas, en sí, la misma idea se repite: Decisiones e ideas erróneas de presidentes y políticos de esos países. Muchas anécdotas y entrevistas, que sinceramente no quisiera mencionar.

Mejor, para mi gusto, son los otros capítulos, en ellos realmente es donde disfruto el libro de Oppenheimer, pues muestra el enorme crecimiento del continente asiático, como países muy pobres de Europa años atrás, ahora son los países más ricos del mundo.

China
El capítulo 2 del libro, es sumamente interesante por todo lo que cuenta Oppenheimer en su visita a China. Cómo desde el primer día que llegó se sentía un extraño en un país de extraterrestres por las gigantescas construcciones ultra modernas: rascacielos, aeropuertos, centros comerciales, etc.

En China, están los centros comerciales más grandes del mundo y Beijing es como Nueva York a inicios del siglo XX, una ciudad que crece cada minuto y se está convirtiendo en el centro del mundo.

Se dio cuenta al instante que estaba en un país en auge económico, creciendo en varios factores, lleno de tecnología y sobretodo mucho optimismo y deseos de superación por parte de sus pobladores. Según el Consejo Nacional de Inteligencia (CNI), centro de estudios a largo plazo de la CIA, China se está convirtiendo en una gran potencia mundial y será el principal rival económico, político y militar de EE.UU.

El CNI, también pronostica que las economías de China e India tendrán un fuerte impacto a nivel mundial y que las compañías multinacionales tendrán una orientación más asiática y menos occidental.

¿Por qué esta creciendo tanto China?
Entre otros factores, específicamente desde 1978, es que dieron la bienvenida al capitalismo y desde ese año no han parado de recibir inversiones extranjeras y nacionales. Por todas esas miles de inversiones, en China aproximadamente más de 250 millones de personas han dejado de ser pobres y pasado a la clase media y se estima que ya hay más de 10 mil ricos con fortunas que superan los 10 millones de dólares cada uno.

La nueva consigna de China es privatizar. En una de sus principales entrevistas a funcionarios chinos, Oppenheimer cuenta su conversación con Zhou Xi-an del Ministerio Nacional de Desarrollo y Reforma y le pregunta ¿Que porcentaje de la economía China esta en manos privadas? La respuesta no es sorprendente: “El estado chino actualmente controla menos del 30% del producto bruto nacional, mientras que un 60% está en manos privadas y un 10% en colectivas.

En China ya hay mas de 3,8 millones de empresas privadas que son las que mueven el desarrollo de la economía del país y gracias a ellas existen miles de puestos de trabajo que además no dejan de crecer rápidamente”.

Otra de las cosas que me sorprendió al leer este capítulo, es que la salud y la educación en China, ya han dejado de ser gratuitas, claro excepto para los becados. Pero en sí, la gente paga por esos servicios.

Y aquí me acordé de algo interesante que dijo Bill en la entrevista que les comente anteriormente. La educación no debería ser gratuita, pues una institución educativa al recaudar dinero podría financiar fuertes proyectos de investigación, mejorar su infraestructura y seguir creciendo, eso a largo plazo haría más grande aún a esa institución y los estudiantes tendrían una educación de mejor calidad.

Y aunque China sigue en un crecimiento económico acelerado, también se toca , en este capítulo, el tema de la democracia en China, la falta de libertad de prensa, la desigualdad y la censura. Por ejemplo, la censura en Internet, es imposible visitar varios sitios web que hablan de derechos humanos, igualdad, Tibet y cualquier otro tema que critique o hable algo en contra de China.

Según estimaciones, hay unos 30 mil informáticos trabajando a toda hora controlando el acceso a Internet en China. Si aparece alguna página web, artículo, noticia o algún contenido que hable tan solo algo mal de China, desaparece a los 5 minutos por arte de magia, realmente impresionante.

Irlanda: El milagro Irlandés
Capítulo 3. Cuenta Oppenheimer que cuando visitó Dublin, la capital de Irlanda, se sentía como en casa porque los irlandeses siempre han tenido mucho en común con los latinoamericanos. Bebedores, poetas, músicos y porsupuesto impuntuales, llenos de excusas, en fin rasgos típicos de los latinos.

Al igual que muchos países latinoamericanos Irlanda se ha caracterizado, a lo largo de los años, por sobresalir en las artes y letras más no en las ciencias, la tecnología o el mundo empresarial.

Pero, si los irlandeses han tenido mucho de los latinos, muchos se preguntan, ¿Cómo es que Irlanda en tan poco tiempo (12 años), ha pasado de ser un país pobre, típico agrícola, a ser uno de los países más ricos del mundo, con un gran crecimiento económico y lleno de tecnología de punta? Y no solo eso, sino un país con los mejores niveles de calidad de vida.

Uno de los puntos claves del éxito de Irlanda, es que antes estaba aislado de los países ricos de Europa, en contra del libre comercio y rechazando el capitalismo. Se dieron del cuenta del error que estaban cometiendo por años, hasta que se unieron a la Unión Europea.

Irlanda, en la década de los 90 tuvo uno de los mayores crecimientos económicos del mundo, con un promedio de 9% anual, disminuyo sus índices de pobreza a 5%. Irlanda pasó a convertirse en uno de los mayores centros tecnológicos de la industria farmacéutica y uno de los mayores exportadores de software a grandes empresas informáticas como Intel, Microsoft, Oracle e IBM.

En los últimos años, se instalaron unas 1100 empresas multinacionales. Gran parte del progreso de Irlanda, se debe al acuerdo que tuvieron empresarios y obreros para dar paso a una apertura económica. Los sindicatos en vez de reclamar y generar más problemas llegaron a un gran acuerdo de cooperación con empresarios y el gobierno.

Pero, ¿Por qué en tan poco tiempo Irlanda progresó? Además del acuerdo que hubo entre empresarios y trabajadores, se eliminó las trabas para la generación de nuevas empresas y al igual que muchos países desarrollados, las inversiones extranjeras fueron siempre bienvenidas.

En Irlanda para formar una empresa, bastan solo tres procedimientos legales que se realizan en aproximadamente 12 días. ¿Alguien sabe cuántos trámites hay que hacer y cuánto demora formar una empresa en los países latinos?.

Irlanda, se propuso como política de estado, atraer a las mejores empresas de computación del mundo e incentivar el estudio de carreras relacionadas a la ciencia y tecnología. Desde la década del 70, cuando Irlanda se unió a la Unión Europea ha destinado muchos recursos a las escuelas de ciencia e ingeniería creando nuevas universidades que se dediquen exclusivamente a ese tipo de carreras. El gobierno irlandés, apoyaba fuertemente las investigaciones científicas y técnicas con posibilidades comerciales.

En las escuelas irlandesas se incentiva mucho el estudio de carreras técnicas y el gobierno ha dado máxima prioridad a la educación en los últimos años, lo cual ha generado un gran impacto cultural. Los principales periódicos de Irlanda, se dedican a difundir noticias educativas, de, por ejemplo, los estudios y trabajos de niños en las escuelas, proyectos de investigación que se vienen desarrollando en las universidades, cosa que no pasa muy a menudo en países de latinoamérica.

A mi me da mucha pena ver como diarios de mi país, según ellos prestigiosos, tienen un alto porcentaje de noticias relacionadas a la farándula y cosas irrelevantes que solo ayudan a frenar el nivel educativo, tan solo por vender.

Oppenheimer, finalizando el capítulo del milagro irlandés, cita una frase de un académico Mexicano, Luis Rubio: “Irlanda demuestra que las limitantes no son económicas, sino mentales y políticas”. Es decir, que los irlandeses se dieron cuenta de sus graves errores e ideas obsoletas, que tenían el potencial para ser una gran nación, no les faltaba oportunidades de inversión o exportación, sino un cambio de mentalidad, reformas políticas y mucha más organización.

América Latina en el siglo del conocimiento

Este es el ultimo capitulo del libro, en mi opinión, el más importante por las conclusiones a las que llega el autor.

Para nadie es un secreto que las más grandes empresas de latinoamérica se dedican a las materias primas y que muchos empresarios y políticos latinos enfocan sus esfuerzos e inversiones en materias primas como el petróleo, gas, minerales, alimentos, etc.

En los países desarrollados, la clave de sus riquezas, es la generación de conocimiento, el capital intelectual, la fuerte investigación en educación, ciencia y tecnología. Estamos en una era donde lo agrícola e industrial no son los mayores generadores de riquezas. Oppenheimer pone ejemplos claros de que los países con mayores recursos naturales aún no salen de la pobreza y también menciona como Singapur con cero recursos naturales ha tenido un enorme progreso en los últimos años.

En latinoamérica, muchos todavía siguen pensando que los alimentos, los grandes minerales, en fin, la explotación de recursos naturales, es lo que nos va a traer el máximo progreso y desarrollo.

Una parte a destacar es como Holanda produce y exporta más flores que cualquier país latinoamericano. América latina debería ser el primer productor mundial de flores por sus grandes recursos, excelente clima, gran territorio, reservas de agua, etc. Sin embargo, Holanda, con mano de obra mucho más cara, menos recursos naturales, menos sol y teniendo un territorio más pequeño es el primer productor mundial de flores. Michael Porter, profesor de Harvard concluye: En la industria de las flores, lo que importa es la ingeniería genética, la capacidad de distribución y el marketing.

Como ejemplo de que el negocio de la materia prima no es lo que está triunfando, también se menciona a Starbucks, la empresa de locales de café más grande del mundo y cómo, por cada taza de café que se vende en EE.UU, apenas 3 centavos son para el productor del café latino.

En latinoamérica, los gobiernos centran sus esfuerzos en exportar productos agrícolas o materias primas en lugar de productos de mayor valor agregado.

Algo sumamente interesante de este capitulo es la historia de Nokia, el mayor fabricante de teléfonos celulares con origen en Finlandia, uno de los países más desarrollados del mundo, que años atrás exportaba materia prima y hoy por hoy se concentra en la tecnología.

Nokia, que se formó en el siglo pasado, pasó de ser una empresa maderera, después a fabricar muebles y varios diseños industriales, hasta dedicarse por completo a las telecomunicaciones y ahora al software, lo cual la ha convertido en una enorme empresa con miles de empleados, con millonarias ganancias anuales y es una de las marcas más caras que existen.

Otro ejemplo de empresas que pasaron del negocio de la materia prima a productos intangibles es Wipro, de la India, que se dedicaba a la venta de aceites de cocina y ahora es una de las mayores empresas de software de la India y del mundo. Hoy Wipro es una empresa innovadora con ingresos anuales de millones de dólares.

Como lo menciona en muchas partes del libro, en todos los países que han progresado y siguen creciendo, hay un alto porcentaje de estudiantes y profesionales dedicados a las ingenierías, la investigación y desarrollo.

En China, se siguen instalando empresas de telecomunicaciones, donde contratan a miles de ingenieros y técnicos al año para producir aparatos modernos y exportarlos a los países más ricos.

Otro de los puntos que se toca en este capítulo fue una pequeña comparativa entre las universidades latinoamericanas con las del resto del mundo. Según un ranking publicado por The Times, solo una universidad latina aparece en las 200 primeras del mundo, en el puesto 195, La UNAM.

Oppenheimer resalta de una manera como celebraron y publicaron ese logro los líderes de esa universidad por estar entre las mejores 200 del mundo, mientras que universidades europeas que se ubicaron entre las 60 primeras se sentían preocupadas por los resultados y empezaron a investigar fuertemente cómo mejorar el nivel educativo.

También menciona a la UBA, una prestigiosa universidad de Argentina y similar a lo que pasa con la UNAM, reciben millones de dólares de parte del gobierno y se niegan a ser evaluados por organizaciones internacionales porque según ellos, son tan prestigiosas y de tan alta calidad que no merecen ser evaluadas. Según este estudio, de 20 de las mejores universidades del mundo, 11 son de EE.UU, las demás de Europa, India, China, Japón y Australia.

Oppenheimer critica duramente, a las universidades latinas, por los bajos sueldos a los profesores, la falta de infraestructura y los obsoletos que son sus métodos de enseñanza.

Pero lo más importante y como lo mencioné al principio, es que la educación no debería ser gratuita, que eso da paso al retraso, puesto que se podría juntar grandes cantidades de dinero que sirvan para mejorar la calidad de las universidades y ayudar a estudiar a los que son muy pobres. Hay estudiantes, que realmente si pueden pagar su educación, pero que rechazan hacerlo porque el sistema así lo permite.

Estoy completamente de acuerdo con esto, la educación, no puede ser gratuita y se debería identificar a aquellos que pueden realizar un pago y aportar a la económia de las instituciones educativas. Con gran dinero recaudado, ¿Cuántos proyectos de cualquier tipo se podrían financiar?

Otro punto, imagínate que un amigo/familiar/colega se va a estudiar o trabajar al extranjero, si le preguntas a un latino que piensa sobre la partida de ese profesional, la respuesta típica es que se siente contento por el logro, pero pasa una segundo y te menciona la famosa “Fuga de cerebros”, idea que es completamente alejada de la realidad.

Los chinos e indios están creando ejércitos de ingenieros, técnicos y científicos totalmente competitivos en cualquier parte del mundo porque muchos de ellos están estudiando en las mejores universidades de EE.UU. y Europa, regresan a su país con más conocimiento, experiencia, invierten en sus países, crean empresas o sucursales, tienen más conexiones y relaciones con profesionales, empresarios de otros países y generan a su vez más crecimiento, conocimiento.

En los países latinos hay miles de graduados al año en artes, letras y faltan personas con formación científica, tecnológica. Otra de las diferencias con los países en crecimiento es su alta exigencia por aprender y hablar muy bien el inglés, idioma universal, indispensable para la comunicación, negociación con profesionales y empresas internacionales.

En una de las últimas partes de este capítulo, se menciona, porqué los estudiantes asiáticos estudian más que en cualquier otra parte del mundo, cómo no solo los chinos, sino casi todos los países de Asia están obsesionados por el estudio y los padres colaboran diariamente para que sus hijos refuercen sus estudios cotidianos con clases privadas y como les limitan ver la televisión a solo un par de horas a ala semana. De repente, para nosotros puede parecernos trágico esta situación por una cuestión cultural, pero para los niños asiáticos, en estos tiempos, el estudio forma parte del día a día durante muchas muchas horas.

Mis conclusiones

Ha sido divertida la lectura, por la forma en como Oppenheimer cuenta sus vivencias, anécdotas en sus viajes a muchas partes del mundo. Gran parte del libro son las entrevistas a personas y políticos influyentes de los países que lograron salir de la pobreza y también de los que están estancados.

Algunos opinan que no te puedes basar solamente en entrevistas para dar un fundamento acerca de cómo crece un país. Claro, pero yo pienso, que seguramente, estar en el mismo lugar, conversar con la gente, los líderes y ver con tus propios ojos todo lo que está pasando, te hace generar ciertas opiniones, como en este caso, que nuestros políticos latinos nos paran contando cuentos chinos.

Básicamente, Cuentos Chinos, te da un panorama global de lo que está pasando en el mundo, se habla mucho de la economía y no se profundiza mucho en ciertos temas como el de la educación, pero permite abrir una discusión al futuro de América Latina en sus factores más importantes: Reducción de la pobreza, el bienestar, calidad de vida, trabajo, creación de empresas innovadoras, como frenar la delincuencia, corrupción, como mejorar los niveles educativos, generar un clima de entusiasmo y superación constante de cada uno de los habitantes.

Particularmente, me hubiera gustado que Oppenheimer profundice más en el tema de la educación, que se dirija hasta el fondo del asunto. es decir, algo así como un reportaje en una universidad que ha pasado de ser una mas del montón a ser una institución exitosa.

Entrevistas a los estudiantes, ver en qué están trabajando, como lo hacen, para quien, que métodos usan, que empresas contratan a estudiantes de esa universidad, en que criterios se basan, el número de publicaciones internacionales y como esas publicaciones o investigaciones se han aplicado en un caso práctico, de la vida real. Quienes son los profesores de esas universidades, donde estudiaron, como enseñan, la relación con sus alumnos. Las escuelas más activas de esa universidad, donde están los estudiantes con mayores calificaciones, cuantos han generado empresas de servicios o intangibles. Los sueldos a los profesores, como son las prácticas profesionales, como califican a los estudiantes, si hay concursos internos, cuantas horas estudian al día, cuánto pagan por estudiar en esa universidad, los niveles económicos de los estudiantes, etc, etc, etc.

En fin, un reportaje extremo de un caso particular de institución educativa que paso de la mediocridad al éxito, algo así me gustaría leer algún día.

Realmente si me gustó el libro, por eso lo compartí en este breve resumen y lo recomiendo a todo aquel estudiante o profesional de latinoamérica que desea conocer un poco mas de lo que pasa en el resto del mundo y en que nos estamos quedando.

Gracias por tu visita al blog. Puedes seguirme en Twitter haciendo click en el siguiente enlace:

Written by Ronny Yabar

April 15, 2009 at 2:30 am

2 Responses

Subscribe to comments with RSS.

  1. Me gustaria preguntarte mas sobre el tema ronny… saludos

    JOAN

    May 18, 2014 at 10:20 pm

  2. Son cuentos chinos, nada mas que eso. Compara el salario minimo de China y el salario minimo de Venezuela.

    Si en Venezuela el salario fuese como el de China, todas las fabricas e industrias fuesen a parar a Venezuela.

    En America Latina en general el salario es alto.

    El gran problema de America Latina es la educación, carece de calidad, ya sea pública o privada.

    Arbol Binario

    April 9, 2015 at 2:46 pm


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: